I survived to Behòvia 2009

dilluns, 8 de desembre de 2014

Semana 12 de 16 de preparación para la Marató Costa Daurada.



Entrenamientos de la semana: del 1 al 7 de noviembre de 2014. 
 
Caminante no hay camino...




Tras Tarragona las ideas-base que me rondaban eran antagónicas: recuperarme del esfuerzo y aprovechar al máximo las 4 semanas que quedan hasta el inicio del tapering, esto es más volumen, más calidad-resistencia. Y en la primera semana he cuadrado el círculo (como cada semana, el preHab que forja mi core, la madrugada de Kipsang y el masaje reparador-restaurador son a más a más). 135 kms y 1ª sesión de fuerza-resistencia-confianza cumplida. Estos entrenamientos especiales son aquellos que parecen tan salvajes, sobre el papel, que finalizados notas como se asientan en tu espíritu y de allí bombean seguridad a tus músculos,  a tu cerebro, a tu corazón. Los famosos 24 x 500 que hice junto a León, los 4 x 5000 del año pasado.


Se pasaba todo el día en el sofá




Si comparo estos entrenamientos semanales con los 2 años anteriores no hay color, por volumen y calidad he ido mucho más allá de lo imaginado cuando leía las memorias de Boston Bill y surgió este proyecto Half monk, half warrior. Pero a nivel de sensaciones en competición el salto no es igual, incluso quizá me sienta menos fresco. Sí que he notado una mejora espectacular en mi capacidad de recuperación y puedo encadenar día sí día también la rutina de los entrenamientos y tras grandes esfuerzos como Behobia o Tarragona sentirme muy bien. En el mejor de los casos me quedan 4 semanas para despejar dudas.




Acordándome de Don Renato Cánova, tras un gran esfuerzo obedezcamos a la recuperación así que el lunes 12k suaves y para casa.

El martes, muchos quilómetros y 6 que eran de calidad dócil, a 3’50”, se convirtieron en un divertido progresivo. Más quilómetros el miércoles, revisando las piedrecillas del camino de la MCD.

Jueves de muchos quilómetros con 2 x 4k sub 3’30” de media, más confianza al saco de la valentía. Viernes de pesas y cansancio, tarde de sofá e iPad.

Para el tempo del sábado me puse de liebre en modo 4’10”, que cumplí no de modo muy regular. 20kms más. Y ya vestido de domingo para un entrenamiento que había soñado un par de meses antes. Los 6k del faro a 3’40”, los últimos 12 de la maratón a 4’ y otros 6k de faro al ritmo objetivo de 3’40”. Un pestoso vendaval ponía difícil cumplir los ritmos y aún así me quedé más que satisfecho con la dignidad del entrenamiento, realizado como siempre con la ayuda de mis amigos que consiguieron que disfrutara una eternidad a la par que me pasara volando. Si es que todo es relativo. Así corrimos los 6k primeros en 3’50”, los 12 con tráfico abierto entre 3’50” y 3’59” y los últimos 6k en 3’44”, acabando en 3’29” el último.
  
Seguimos para Bingo.

¡Saludos y gracias por leerme!
San Aloe Vera, protégenos de todos los tóxicos


Día semana
Mañana
Tarde
Observaciones
Lunes

12k

Martes
12,2k + 6k en progression + 3,6k (21,8k)
Pre-Hab
3’41”9-3’43”7-3’43”6-3’40”4-3’32”7-3’21”9
Miércoles
18,9k

9k a 4’14”
Jueves
10,2k+ 2x 4k Rec1’30” + 2,2k (20,5k)

Masaje
1ª: 14’8”5 (3’32”1)
2ª: 13’44”6 (3’26”1)
Viernes
Kipsang
13,8k

Sábado
3,9k + 12k a 4’12” + 3,6k (19,5k)


Domingo
2k + 24,7k a 3’52” + 2k (28,7k)

MCD simulator: 6k a 3’50”4 + 12,7k sub 4’ + 6k a 3’44”9. Finalizando en 3’42”8-3’36”1-3’29”1
Peso domingo
56,4 kg
Total semana
135,2k










2 comentaris:

Dioni Tulipán ha dit...

Ferran, company, me duelen las piernas solo de leerte!!

135 kilómetros, y 40 kilómetros de alta calidad. Que más decir. Chapeau!!

La verdad es que aun no ha salido esta forma en las competiciones pero seguro que saldrá cuando lo tomes unas semanas con más calma!!

Lo extraordinario es que no te lesiones/resfríes con semejante carga. Te felicito por todo esto!

Un abrazo,
Dennis.

Ferran ha dit...

Gracias Dennis! Y 99% de asfalto que ya querría yo vivir en Oregón :)

Imagino que el gimnasio, las clases de preHab y los masajes semanales son la clave junto al volumen de los años anteriores. Con 25 años no lo habría aguantado ;)

No sé si vendrás a Salou pero las HMS te esperan...

Abrazos,

Ferran